Buen ritmo de retorno

Los dos últimos fines de semana han sido muy buenos desde el punto de vista psicológico deportivo. Han sido full al 100% con sábado y domingo de carrera y bici. Y la cosa parace que pinta bien. Un trio de dinosaurios descongelados del letargo deportivo y muy románticos nos hemos puesto manos a la obra. Espero que la motivación y el empuje del uno al otro y del otro al uno nos haga a los tres empezar a engrescarnos, bajar de peso e ir mejorando. 
Este domingo tuve una grata sorpresa. Quedé con el trio romántico y resulta que me encuentro con más de una docena de espartanos del Gavà Triatló. Acabamos lo que llamamos la vuelta corta que es ir hacia Avinyonet desde Gavà, encarar a Olivella y volver por las Costas del Garraf. Hacia muchos meses que ni siquiera se me pasaba por la cabeza atreverme a hacer este recorrido, así que el domingo fue un buen día y las sensaciones no fueron malas.
Por otro lado se avecinan buenas semanas para poder disponer cada día de más tiempo qué poder dedicar a los entrenos. He acabado el curso que estaba haciendo para obtener el título de catalán nivel C2 y ha sido un éxito. Eso significa que ahora hay dos tardes más libres que añadir a mis jornadas. Otra cosa es que a partir del 8 de junio acabaré de trabajar a las 15:00 y el 30 del mismo mes… vacaciones, aunque esperando a que me confirmen la aceptación a un curso de 4 horas cada mañana. Es mucho. Hay más de 90 días por delante para poder entrenar casi a diario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *